Historias de Bolivia, Archivos Históricos.- Sitio dedicado a la recolección de notas periodísticas, revistas, libros, fotografías, postales, litografías, investigaciones, curiosidades, etc., etc. Todo lo relacionado con la historia de nuestra patria Bolivia. (Historia de Bolivia).

LA VALIENTE PATRULLA CUELLAR


Estos soldados salieron en misión de exploración y, ante el riesgo de ser cortados por el "enemigo" tomaron otro rumbo y anduvieron por el monte durante 28 días, después de los cuales lograron "filtrarse" hacia las propias líneas.

Hambrientos, devorados por la sed y con las ropas desgarradas, tuvo que hospitalizarlos, previa visita y felicitación del propio general peñaranda, que aparece con una chaquetilla en mano.
-----------------------
Links relacionados:


HECHOS MÁS SALIENTES DEL GOBIERNO DEL TTE. GRAL. GERMAN BUSCH BECERRA

El Tcnl. Germán Busch (San Javier de Velasco, 23 de Abril 1903 – La Paz 23 de Agosto 1939), la noche del 13 de julio de 1937, ante el pronunciamiento unánime de la Guarnición de La Paz, de la Legión Nacional de Excombatientes, y de muchos grupos de jóvenes y obreros de tendencia progresista y patriótica, asumió la Presidencia Provisoria de la República, por dimisión escrita del Cnel. David Toro Ruilova (Sucre, 1898 – 1977), que en su parte final decía textualmente:
“….Por ello y a fin de dejar en completa libertad a los 
Señores Jefes y Oficiales para-pronunciarse conforme a su conciencia, he resuelto dimitir el mando y entregar la Presidencia Provisoria al Jefe del Estado Mayor General, Tcnl. Germán Busch, por no haber aceptado el cargo el Comandante en Jefe del Ejército Gral. Enrique Peñaranda. La Paz, 13 de julio de 1937.”
Luego, la misma noche del 13 de julio, el General en Jefe del Ejército, Gral. Enrique Peñaranda, hizo una consulta radiotelegráfica a todas las Unidades Militares del país, en los siguientes términos:

LUIS ESPINAL, EL JESUITA AL QUE DIERON 12 TIROS "POR DECIR VERDADES"

Por: Boris Miranda Especial para BBC Mundo, 8 julio 2015.

Era casi medianoche cuando lo secuestraron en La Paz. Luis Espinal Camps volvía del cine a pie y le faltaba una cuadra para llegar a su casa, pero lo montaron en un jeep.
Al sacerdote jesuita le esperaban horas de tortura entre culatazos, golpes y quemaduras con plancha antes de ser rematado con más de 12 tiros en un matadero de reses, como consta en reportes policiales y periodísticos de la época.
Quiso la accidentada historia de América Latina que Espinal y el obispo salvadoreño Óscar Arnulfo Romero fueran asesinados con un margen de dos días: el primero el 22 y el segundo el 24 de marzo de 1980.
"La muerte los hermanó", dijo a BBC Mundo Xabier Albó, sacerdote jesuita español y amigo de Espinal.
"Cuando retornábamos del cementerio, nos enteramos que a más de 4.000 kilómetros de distancia (en El Salvador) habían asesinado a Óscar Arnulfo Romero. Las causas son las mismas".

MÚSICA EN LAS TRINCHERAS: CAP. MUS. MARCOS HERMINIO SARDÓN TORRES.

Por Juan Alberto Quiroz Maida. Para: Historias de Bolivia.

BREVE REMEMBRANZA DEL CAP. MUS. MARCOS HERMINIO SARDÓN TORRES. 

Nació en Tiahuanacu, pueblo legendario del imperio Aymara, el 25 de abril de 1889. Su carrera militar, según sus propios datos, comienza desde el año 1911 hasta 1912. Luego de haberse alejado por unos años, se reintegra a las filas del Ejército en 1922, prestando servicios en varios renombrados regimientos como el “Perez” 3 de infantería y el “Colorados” 1 de infantería, con la estimación de sus superiores y su indiscutible valor.
Es ascendido al grado de subteniente el año 1931, después de haber servido como suboficial y músico mayor, poco tiempo después ya estando en campaña es ascendido al grado de Teniente y finalmente en septiembre del año 1934 es ascendido al grado de Capitán, estando con ese grado hasta el año 1941, año de su jubilación.
Su actividad en el campo de batalla empezó el año 1932, donde empezaron a demostrar el gran impacto que causo sus muy necesitadas melodías.
Los miembros de la banda, no solo alentaban a los combatientes con sus piezas musicales, también servían de camilleros, sacando a los heridos que caían en las trincheras y en distintos lugares de la zona de combate, para ser transportados a las sanidades regimentarías. En estas circustancias es que el Cap. Sardón contrae una enfermedad, es evacuado a la ciudad de La paz.

EL “NARCOVIDEO” EN LA AGENDA INFORMATIVA DE 1987

Foto: El “Rey” de la Cocaina, Roberto Suarez Gómez / Por: Carlos Soria Galvarro / Extracto de su blog carlossoriag.wordpress.com / 2 de junio de 2015

A fines de abril de 1987 se difundió un video en el que tres personeros del partido de Banzer aparecían en animada tertulia con el entonces “Rey” de la Cocaina, Roberto Suarez Gómez. El escandalete suscitado a continuación provocó efectos políticos colaterales totalmente inesperados, como la clausura de RTP y la consiguiente incursión de Carlos Palenque en la arena política. Los hechos están relatados en estas tres notas con sabor a crónica:
Introducción.- Entre octubre de 1986 y octubre de 1987, pasé un año bravo. Todos los domingos por la noche, sin fallar una sola semana, viajé de La Paz a Oruro para dar clases en la Carrera de Comunicación los lunes y martes, atendía nada menos que siete cursos, cuatro de primero y tres de segundo, en sólo 48 horas. Volvía a La Paz el martes por la noche generalmente durmiendo en el bus, al límite del agotamiento. Los miércoles a primera hora me incorporaba a la redacción del semanario “Aquí” bajo la dirección de Antonio Peredo, hasta que por turno distribuíamos el periódico a los canillitas cada sábado al amanecer. Sólo me quedaba el fin de semana para elaborar los artículos que me encargaba el Informe “R” del Centro de Documentación e Información (CEDOIN), dirigido entonces por Juan Cristóbal Soruco.

ESE SÁBADO 8 DE FEBRERO DE 1975 JULIA ZEGADA LA ‘K’OCHALA’ FUE LA PROTAGONISTA DEL ‘ABRAZO DE CHARAÑA’

La mañana del sábado 8 de febrero de 1975, Julia Zegada Soliz trenzó con esmero sus cabellos oscuros, se puso su mejor blusa y su pollera más elegante.
La ocasión no era para menos, los presidentes de facto de Bolivia, Hugo Banzer, y de Chile, Augusto Pinochet, habían acordado verse en su localidad: Charaña.
En el libro Historia de Bolivia, de Carlos Mesa, Teresa Gisbert y José D. Mesa, este encuentro es considerado el acercamiento binacional más importante para que Bolivia retorne al Pacífico con la cesión de una franja marítima, a cambio de un canje territorial. Una cita difícil de reconstruir con las piezas de rompecabezas escondidas en la memoria de los charañeños.
Los pobladores antiguos de aquel terruño olvidaron muchos detalles de lo que sucedió aquel sábado. Algunos confunden a Banzer con Víctor Paz Estenssoro y otros dudan respecto al año de aquel gesto de amistad entre dos militares. Lo que sí rememoran es que la comerciante Julia Zegada se robó la escena. La mujer era conocida como la K’ochala.

SGTO. BEN. ALBERTO SAAVEDRA PELÁEZ

 

Participó en la batalla de Boquerón, siendo soldado del regimiento 14 de infantería. Estando en la denominada "Punta brava" de la batalla de boquerón. 
Condecoraciones:
*Gran cruz de Boquerón. 
*Benemérito de la patria. 
*Al mérito militar. 
*Al mérito militar Grado de oficial. 
*Medalla de Guerra. 
*Estrella de hierro. 

SUCRE ES LA ÚNICA CAPITAL DE BOLIVIA



Sucre es la capital oficial del Estado Plurinacional de Bolivia. Fue fundada por el capitán español Pedro de Anzúres en 1538, en un apacible valle de clima templado situado a 2.865 metros de altura sobre el nivel del mar con el nombre de La Plata.
Al estallar la revolución del 25 de mayo de 1809 readoptó su nombre original de Chuquisaca, con la que fue conocida durante toda la guerra de la independencia hasta 1825, año en que se la designó con el nombre de Sucre, en homenaje al vencedor de Ayacucho.
Sucre fue la primera ciudad fundada por los españoles en el Collasuyo y sucesivamente se llamó Charcas, Chuqui-saca y La Plata, motivo por el que es conocida también como la Ciudad de los Cuatro Nombres.

BOLIVIA; LA TUMBA DEL CHE


Revista Siete Días Ilustrados / 07.10.1968. / http://www.magicasruinas.com.ar/revistero/internacional/tumba-che-guevara.htm


Hacia mediados de agosto, dos redactores de SIETE DIAS fueron conjurados a guardar el más estricto secreto, a observar el máximo de discreción, para llevar adelante uno de los rastreos periodísticos más arduos de nuestro tiempo. Suponía casi un desafío y desde el primer momento no se desechó la posibilidad del fracaso. Sin embargo, cuando regresaron de Bolivia, hace tres semanas, habían cosechado 64 testimonios referidos a la muerte y desaparición del cuerpo de Ernesto Guevara, además de haber establecido contacto secreto con funcionarios del gobierno, militares bolivianos y testigos del operativo librado en La Higuera y Vallegrande. Un secretario de redacción viajó entonces a La Paz para chequear esos datos y certificar la veracidad de la información. El cúmulo de evidencias permitió radiografiar un secreto que ha podido mantenerse hasta estos momentos inexpugnables.

TARIJA RESUELVE PERTENECER A LA NACIENTE REPÚBLICA DE BOLÍVAR

Foto: Zona rural de Tarija, principios de siglo XX. / Publicado originalmente en matutino El País de Tarija.

El 26 de agosto de 1826. Tarija resuelve pertenecer a la naciente República de Bolívar (llamada después Bolivia) y desecha la posibilidad de anexarse a Argentina.
Un cabildo abierto celebrado el 26 de agosto declaró la reincorporación a Bolivia y nombró nuevamente Bernardo Trigo para gobernar a Tarija con el cargo de prefecto.
En esta Sala Capitular de Tarija, en veinte y seis del mes de agosto de mil ochocientos veinte y seis años. 

HISTORIA DE UNA EXPEDICIÓN LIDERADA POR UN INDUSTRIAL GOMERO EN LA REGIÓN AMAZÓNICA DEL NOROESTE BOLIVIANO

El gran escritor y explorador Juan B. Coimbra, apuntó que a fines del siglo XIX: “intrépidos exploradores hicieron el reconocimiento de todas las vertientes que aparecían por el lado de Iténez, del Blanco y del San Miguel. Entre ellos, muchos científicos europeos. Estos últimos fueron los primeros en acopiar datos geográficos y en ver todas las posibilidades de una segura comunicación con el Atlántico. Al mismo tiempo que los Vázquez, Arteaga, Salinas, Cárdenas, Vaca Diez, Salvatierra y tantos otros, descubrían la hevea, estableciendo trabajos en las márgenes de Madre de Dios, Orton y sus afluentes” 1. De esta manera, tanto hombres de ciencia como industriales gomeros, jugaron un papel importante en lo que fue la expansión exploradora y colonizadora del Estado, en la región Norte–Noroeste boliviano al establecer una dominación jurisdiccional de las tierras bajas.
En ese sentido, en esta nota describimos la expedición de Víctor Mercier, un industrial gomero que condujo una exploración, en la región amazónica boliviana, en 1887.
En ese contexto, es necesario mencionar que Mercier, “nació en Caupolicán. Hijo de suizo. Dedicóse desde joven a la extracción de la goma elástica y a la exploración y conquista de las tierras benianas, en la zona del Madre de Dios” 2. También fundó una barraca denominada “Maravillas”. Sin embargo, una vez determinadas las delimitaciones de sus estradas, decidió explorar territorios desconocidos, con el objetivo de tener más ‘hevea’ que extraer. Comenzó poco a poco a introducirse en territorios inexplorados de una manera significativa, con el transcurrir del tiempo fue llamado ‘Ecua’, por los habitantes de la región, que significa padre.

24 DE ENERO DE 1899.- BATALLA DEL PRIMER CRUCERO

En el marco de la mal llamada “guerra federal” entre Chuquisaca y La Paz (sur contra norte).
Específicamente el 24 de enero de 1899 en Cosmini, Pando gran estratega militar, derrotó a Alonso en la llamada batalla del primer crucero (en Chacoma donde hacen cru los caminos a Luribay y a Ayo ayo), 250 efectivos de los batallones Abaroa y Vanguardia avistarón un convoy constitucional con pertrechos a cargo del escuadrón Sucre. El intercambio de dispar os concluyó con la violenta explosión de un carro cargado de munición que precipitó la fuga y derrota de los alonsistas.
Los heridos en el combate de Cosmini se quedaron en Ayo Ayo. Al atardecer, más de un centenar de comunarios indígenas rodeó el pueblo y masacro cruelmente a los chuquisaqueños en lo que se llegó a conocer como la masacre de Ayo Ayo.
-----------------------
Links relacionados:

LA HISTORIA DETRÁS DEL CERRO RICO DE POTOSÍ

Por: JOSÉ ANTONIO FUERTES LÓPEZ (*) / Publicado en El Potosí, 31 de Marzo de 2016
Las narraciones fabulosas que nos brindan los cronistas que pasaron por esta región, nos hacen saber que fue un lugar de opulencia.
Hubo un asentamiento prehispánico, el lugar en que se desarrolló formaba parte de una región que albergó a las más prosperas culturas. A los pies del Cerro, muy cerca se encontraba Cantumarca o Cantumarcani como afirma Arzans. Población nativa preincaica con 2.500 habitantes, tenía su importancia desde la época precolombina, con una población activa de trabajo minero, intensa fundición de plata. En Cantumarca como centro de la actividad argentífera se hallaba concentradas las tres áreas de movimiento económico: de la agricultura, ganadería y minería.
Los pobladores de estas regiones eran mineros tan expertos y tenían conocimiento de la riqueza del cerro.

BENEMÉRITOS DE LA GUERRA DEL CHACO



Por: Omar J. Garay Casal / El País, 25 de octubre de 2015

Anécdota uno: (La honradez de un soldado frente a la deshonestidad de un superior)
En condición de chofer de un camión Ford Cuatro, perteneciente al ejército boliviano, que transportaba alimentos, agua, material de apoyo y logística desde los almacenes de abastecimientos hasta uno de los campamentos militares en plena Guerra del Chaco, el soldado Rigoberto de los Ríos fue el único testigo de un accidente de otro motorizado idéntico al suyo, que transitaba por delante, trasladando varios camaradas. El que, en un abrir y cerrar de ojos se desbarrancó, incendió y produjo la muerte de todos sus ocupantes, a los que no pudo auxiliar debido a la magnitud del fuego y a la inaccesibilidad del terreno. Cuando se disponía a abandonar el lugar para dar a conocer a sus superiores la noticia, en la vera del camino pudo observar una maleta de cuero, constatando una vez abierta que contenía gran cantidad de dinero contante y sonante, como nunca antes había visto en su vida. 

Mientras reiniciaba el recorrido rumbo al campamento, por su aún aturdida cabeza, empezaron a rondarle ciertas ideas. Este imprevisto era los más cercano a haber descubierto la llave que abría la puerta que le permitiría escapar del infierno, que para todos los soldados representaba la injusta guerra donde se hallaban involucrados sin desearlo. Ello sin embargo lo convertiría en desertor, deshonrándolo de por vida junto a su familia; estigma que no estaba dispuesto a cargar sobre sus espaldas. Otra posibilidad sin tener que desertar, fue ocultar el dinero hasta la finalización del conflicto, para luego si continuaba vivo, disfrutarlo en paz y libertad algo que igualmente importaba traicionar a sus compañeros que en esos momentos combatían y ofrendaban sus vidas por defender la patria; muchos en estado lamentable, desnutridos, con hambre, sin dormir, casi desnudos, al borde de la inanición y sin municiones. Una tercera posibilidad tenía que ver con devolver el dinero encontrado, decidiéndose finalmente por lo último, convencido que era lo que correspondía a un soldado de honor. 

A su arribo al campamento militar y comunicado el hecho a la oficialidad, fue merecedor del reconocimiento público por parte de sus superiores y de la entrega de una módica suma de dinero, como recompensa por haber recuperado la remesa que servía para pagar los gastos en que incurría la tropa: en las diferentes líneas defensivas o de combate a lo largo del escenario de guerra. 
Siendo además e inesperadamente acreedor, de una pequeña reprimenda de parte del comandante de sección, quién finalizado el acto central, bajando el tono de la voz y casi susurrándole al oído, lo tildó de “tonto” por no haberse adueñado o apropiado del dinero encontrado _agregando a manera de remate_ “que él no hubiese dudado en apoderarse del dinero encontrado”. 
Comentario que llenó de ira al humilde soldado, a quién no faltaron ganas de gritarle en el rostro del deshonesto superior “que cada uno no puede ser sino quién es”, algo que finalmente decidió no hacer por temor a represalias. 

Anécdota dos: (Una paradoja que salvó vidas)
El soldado Rigoberto de los Ríos, se ufanaba por su aseo y pulcritud, en tal sentido le gustaba tener siempre su uniforme limpio, planchado, con la totalidad de sus botones brillando y rigurosamente alineados con la hebilla del cinturón; como correspondía a un verdadero soldado y servidor de la patria. En contraposición, si sorprendía a algún camarada con la chaqueta descuidada, desabotonada, desaseada, abierta o semi abierta, se fastidiaba y le recriminaba en el acto.

Cuestión esta última que paradójicamente, en tiempo de guerra, sirvió para que muchos de sus camaradas zafaran no sólo del calor infernal, despiadado y abrazador que los martirizaba mientras combatían en las ardientes arenas del chaco (por ello la denominación de “infierno verde”); sino también porque evitó que sus ocasionales enemigos cuando los sorprendían heridos, famélicos e indefensos, los atraparan haciéndolos prisioneros de guerra. En el intento por agarrarlos, los pilas muchas veces se quedaban con las manos vacías o con sólo las camisas de sus enemigos que instantes previos habían puesto sus pies en polvorosa. 

Los combates y enfrentamientos cuerpo a cuerpo; sucedían a menudo, cuando los soldados de ambos ejércitos, se quedaban sin municiones e inclusive sin bayonetas que se perdían en el fragor de la lucha o por haber quedado enterradas en algún cuerpo enemigo. 

Anécdota tres: (Una decisión valiosa e inteligente)
Durante un cese del fuego momentáneo, el soldado De los Ríos, encontró por casualidad y abandonado, el uniforme que correspondía a un militar de alta jerarquía del ejército boliviano; guardándolo para el caso de reclamo posterior, algo que nunca aconteció. 

No imaginó jamás, que ésta, aparentemente insignificante decisión, mucho tiempo después lo beneficiaría. Ocurrió en circunstancias de haber sido hecho prisionero por los paraguayos, quienes al sorprenderlo con el uniforme en cuestión creyeron estar frente a un militar de alta graduación, al que trataron con mayor respeto y consideración que a un soldado raso; por lo menos mientras duró la treta.

Curiosamente fue hecho rehén por las fuerzas armadas paraguayas, el mismo día que los gobiernos de Bolivia y Paraguay firmaron el acuerdo de cese de fuego, noticia que no había llegado oportunamente al centro de hostilidades, donde aún se continuaba combatiendo ferozmente. 

El soldado Rigoberto de los Ríos, ingresó a la zona de operaciones el 21 de noviembre de 1932 , habiendo sido prisionero en el sector Ingavi, permaneciendo en esa calidad en las localidades de Ipacaray y Asunción en el Paraguay por el tiempo aproximado de doce meses. Fue finalmente repatriado el 30 de junio de 1936. 

Anécdota cuatro: (El soldado muerto que mató al vivo)
En las incursiones de tropas paraguayas a líneas bolivianas, fue común que los invasores tropezaran con escenas dolorosas y desoladoras, en las que se apilaban soldados bolivianos mal heridos y otros muertos por haber defendido con honor esa parte del territorio patrio. 

En cierta ocasión, luego de un asalto enemigo, un hecho llamó la atención de un soldado paraguayo. En un apartado del bosque seco y árido, pudo observar el cadáver de un soldado boliviano, que había quedado en posición de apronte con su fusil máuser cargado entre sus manos, apuntando al frente y semi apoyado entre las ramas secas de un viejo árbol; donde supuestamente trató de posicionarse o mimetizarse, sin resultado obviamente. 
Curiosidad que lo llevó a aproximarse cuidadosamente al cadáver y al tratar de sonsacarle el arma, produjo que el gatillo se activara accidentalmente, causándole la muerte instantánea al soldado invasor. 

*Anécdota contada por el soldado Gerardo de los Ríos Flores. 
-------------------------------------------------------------------
* Son muy pocos los casos en que todos los integrantes varones de una familia, se alistaron y enrolaron para la defensa del territorio patrio. En la Guerra del Chaco, participaron cinco hermanos: Marcelino (Zapador), Manuel (Héroe de Cañada Stronguest), Pastor (Reservista), Gerardo (Soldado de línea) y Rigoberto de los Ríos Flores (Chofer), hijos del matrimonio de Simón de los Ríos Paredes y Manuela Flores Cossío. Concluida la guerra, los cinco regresaron sanos y salvos a su hogar.
* Firmada la Paz, los soldados en su mayoría, regresaron a sus hogares con sólo el uniforme puesto sobre el cuerpo y algunos accesorios: la gorra, cantimplora, una frazada doblada que portaban sobre la espalda y su arma. En uno de los bolsillos, bien asegurado, traían la libreta de servicio militar, que probaba el enrolamiento en el ejército y su posterior desmovilización.
Fuente consultada: Familia De los Ríos



COMISIÓN DEL VIRREY FRANCISCO DE TOLEDO A LUIS DE FUENTES PARA FUNDAR TARIJA


Don Francisco de Toledo, mayordomo de Su Majestad, visorrey y capitán general en estos reinos y provincias del Perú, etc. Por cuanto, después de haber llegado a esta provincia de los Charcas en la prosecución de la visita general (que por mi persona hago para dar asiento y estabilidad en las cosas de estos reinos como Su Majestad me lo tiene cometido y encargado), vistos los daños y muertes y robos que los indios chiriguanos han hecho en los vasallos de Su Majestad, así españoles como indios que han estado y están en aquella frontera, he tratado con ellos medios de paz para ponerlos debajo de la obediencia de Su Majestad; y ha parecido, para lo que adelante se podría ofrecer y para la defensa de los españoles e indios, vasallos de Su Majestad, que se hagan algunas poblaciones de españoles en aquella frontera, y que la primera que se hiciere sea en el valle de Tarija, por ser de tanta importancia y reparo para los efectos susodichos y de los dichos daños; porque habiendo tratado con Luis de Fuentes, que al presente está en esta dicha ciudad de La Plata, lo tocante a la población, se la he cometido y encargado para que la haga en el dicho valle de Tarija en la parte más conveniente para la dicha defensa y de mejor sitio y comodidad para la conservación y salud de las personas que allí frieren a vivir y morar, he ordenado que la dicha población se haga con hasta cuarenta o cincuenta hombres y que se llame y nombre la villa de San Bernardo de Tarija; y el dicho Luis de Fuentes por servir a Su Majestad quiere hacer la dicha población con los dichos cuarenta o cincuenta hombres, que para ello se le ha de dar título de capitán y justicia mayor y concedérsele otras cosas que me ha pedido y suplicado para el dicho efecto.

AL MANDO DE MANUEL DE CASTRO Y PADILLA: FUNDACIÓN DE ORURO: BENDICIÓN DEL ESTANDARTE CARMESÍ Y EL AUGE MINERO DIERON VIDA A LA VILLA

Foto: Castro y Padilla. // Por: Mónica Aramayo Quinteros – Periodista. - Este artículo fue publicado en el periódico La Patria el 1 de noviembre de 2012.

Hace 406 años, el miércoles 1 de Noviembre de 1606, se dio nacimiento a la Villa de San Felipe de Austria cuando el Lic. Manuel de Castro y Padilla, oidor de la Real Audiencia de La Plata, con la bendición del vicario Martín Abbad Usúnsulo y enarbolando el estandarte damasco carmesí con las armas reales, en una ramada en la plaza y luego de cantar el himno de Veni Sancte Spiritus, marcó un hecho histórico en las calles de lo que ahora se conoce como Oruro.
Consta en el acta de fundación de la Villa de San Felipe de Austria, labrada por el escribano Bartolomé Pérez de Larrea que acabada la bendición, Manuel de Castro y Padilla enarboló el estandarte en tres ocasiones diciendo en cada una de ellas: "La muy noble y leal Villa de San Felipe de Austria, por el Rey Don Felipe, Nuestro Señor y por sus sucesores en la Corona de la Castilla y León y el Perú…Que Dios guarde muchos años…" 
Según una fracción de la historia narrada por Alberto Crespo Rodas, bajo el título: "Fundación de la Villa y Asiento de Minas Oruro", del libro "Oruro visto por cronistas extranjeros y autores nacionales siglos XVI al XXI; Manuel de Castro y Padilla llegó a ésta región los últimos días de julio de 1606, y "muy cautelosamente empleo tres meses en verificar lo que ya todo el mundo sabía en el Perú. Nombró veedores y personas prácticas en el conocimiento de los metales y de satisfacción y confianza", quienes visitaron minas y realizaron pruebas para comprobar la calidad de la riqueza de las vetas argentíferas y de otros minerales.

BIZARROS ADOLESCENTES EN LA GUERRA DEL CHACO


Entre los 162 cadetes que dieron los tres pasos al frente ese día de octubre de 1933 estaba un adolescente de apenas 15 años, llamado Alfredo Ovando Candia, quien después llegaría a ser presidente de la nación. En su joven mente se tejió la idea del patriotismo, del sacrificio máximo por Bolivia y es por ello que con todos sus camaradas se atrevió a dar los tres pasos al frente. Su generación tuvo que tomar una de las decisiones más cruciales, continuar con la vida cotidiana en el hogar paterno o marchar al Chaco como combatiente. Y muchos, incluso aquellos más jóvenes que Ovando dieron por cuenta propia, "sus propios tres pasos al frente" para luchar y si era necesario morir por Bolivia. El más famoso es Agustín "El Cabito" Miguez quien fue a la guerra a sus trece años y que debido a su astucia, valor y coraje fue ascendido al grado de cabo, ya que había combatido en Boquerón, Km. 7, Gondra y Alihuatá. También está Dionisio Huallpa que había concurrido al Chaco siguiendo a sus hermanos, a sus trece años de edad, era temerario y audaz, siendo respetado por su destreza guerrera; igualmente fue reconocido también a sus trece años, Carlos Montaño Daza, quien combatió con el "Castrillo" 6 de caballería en Boyuibe Camatindi y Hurapitinti.

IGNACIA ZEBALLOS TABORGA: MADRE DEL SOLDADO BOLIVIANO

Extraído de: www.diremar.gob.bo

Las conflagraciones bélicas hacen jirones el alma de los pueblos que las padecen. Empero son aquellas personas excepcionales, héroes y heroínas, quienes convierten la miseria de la guerra en el escaparate de la nobleza de espíritu, el temple del carácter y el ejemplo del sacrificio, Ignacia Zeballos Taborga fue una de ellas. 
Nacida el 27 de junio de 1831 en la “Enconada”, hoy Municipio de Warnes del departamento de Santa Cruz. Fue hija de don Pedro Zeballos y doña Antonia Taborga, teniendo dos hermanos Daniel y Matilde. Contrajo nupcias dos veces, enviudando en casos, muy prematuramente. 
Se conoce que debido a estas tragedias personales, Ignacia Zeballos, se trasladó a la ciudad de La Paz, donde bajo el oficio de costurera logró subsistir. Empero su carácter vivaz y dinámico, animado por su gran sentimiento patriótico, la llevó a participar en actos revolucionarios, tales como la quema del Palacio de Gobierno, en el intento revolucionario fallido para derrocar al Presidente Tomás Frías en 1876. Evento luego del cual decidió retornar a su tierra natal.
Fue en Santa Cruz donde ella tuvo conocimiento de la comunicación del Ministerio de Gobierno fechada el 3 de marzo de 1879 con carácter de “urgente”, nota que instruía el acopio de armamentos y municiones para la defensa de la Nación que había sido invadida por el ejército chileno el 14 de febrero de 1879. Comunicado que dadas la condiciones de acceso al oriente boliviano llegó a la Prefectura de Santa Cruz el 28 del mismo mes.

¿QUIÉN ERA LUIS ESPINAL CAMPS? EL SACERDOTE QUE COMBATIÓ A LA TIRANÍA



Por: Lupe Cajías / Publicado en el periódico El Deber, el 5 de julio de 2015.

“Te habrán matado el cuerpo pero jamás las palabras y menos el pensamiento”. Con ese verso de Silvio Rodríguez despedimos hace 35 años los restos de Luis Espinal Camps en uno de los entierros más multitudinarios que recuerda la historia paceña.
Este 8 de julio, la caravana que descienda del Aeropuerto de El Alto encabezada por el santo padre Francisco se detendrá en una de las curvas de la autopista hacia la catedral, frente al ingreso a Achachicala, y desde el papamóvil, bendecirá al barrio testigo del martirio de Espinal. Ahí lo esperará la juventud católica. 

HERTZOG, EL MANDATARIO QUE PREFIRIÓ DIMITIR ANTES QUE USAR DE LA FUERZA

Por: Ángel Torres - Artículo publicado en el periódico La Patria el 20 de noviembre de 2011. 

Conocimos al Dr. Enrique Hertzog, cuadragésimo segundo presidente de la República —de trunco desempeño debido a su renuncia—, en circunstancias muy propias de la siempre fuerte lucha política callejera en el país, al ser interrumpido por adversarios en el discurso que pronunciaba en un mitin de bienvenida en la plaza Pérez Velasco, tras cuatro años de exilio, seguido, minutos más tarde, de pedrea al balcón de su domicilio en la céntrica calle Reyes Ortiz, cuando por segunda vez se dirigía a sus correligionarios.
En lo patético de esta segunda agresión, micrófono en mano y con el rostro sangrante por el impacto de alguna piedra en una de sus sienes, alterando el hilo de su alocución, alcanzó virilmente a anatemizar la política represiva del primer gobierno del MNR (1952-56), mientras que en la calzada se libraban trifulcas entre partidarios y gobiernistas.
Ocurrió en mayo de 1957. El ex mandatario había vuelto al país al calor de la apertura democrática del presidente Siles Zuazo, quien ordenó el cierre de los campos de concentración y la liberación de los presos políticos (FSB). Hertzog fungía por segunda vez de jefe del Partido de la Unión Republicana Socialista (PURS), en sustitución de Gabriel Gozálvez, hacía poco fallecido, empero, no obstante la reprobación presidencial de los excesos de la policía política y las turbas para con Hertzog, ante la falta de efectivas garantías a su persona y a su quehacer político-partidario, vióse impelido a regresar a su ostracismo en Buenos Aires, aunque a poco de la caída del MNR del poder en 1964, retornó nuevamente a la patria y hasta fue recibido en audiencia por el presidente Barrientos, dentro de una ronda de contactos del jefe de Estado con jefes de partidos políticos, excepto del MNR, partido que pasó a la oposición y su líder, Dr. Paz Estenssoro, se encontraba exiliado en Lima.

EL VALOR DE LOS CAÍDOS, A 35 AÑOS DE LA MASACRE

Por: Yuri Flores / Fragmento de la nota publicada en el periódico La Razón el 15 de enero de 2016.
A 35 años de la masacre de la calle Harrington en La Paz, ocho dirigentes del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) que murieron a manos de paramilitares son recordados por el valor que tuvieron para resistir y recuperar la democracia.
Óscar Eid Franco, viejo dirigente mirista, rememoró ayer esos hechos en el marco de una serie de hechos violentos y de intolerancia militar que comenzó con el golpe de Estado que protagonizó Luis García Meza el 17 de julio de 1980, seis meses antes de la matanza que fue organizada desde el Ministerio del Interior, en ese entonces controlado por Luis Arce Gómez.
“El 15 de enero no es una fecha aislada, sino que es parte de un conjunto de sacrificios que se dieron para que hoy tengamos democracia; el mejor homenaje que podemos hacer a todos los que ofrendaron sus vidas para que hoy vivamos en democracia”, afirmó Eid a La Razón.

CARICATURA CHILENA DEL OFRECIMIENTO DE CHILE A BOLIVIA LAS PROVINCIAS PERUANAS DE TACNA Y ARICA

Durante 1879 el gobierno chileno, debido a la iniciativa de su ministro de relaciones exteriores y luego del interior, Domingo Santa María, propuso a Bolivia le entregara Antofagasta a cambio de la sesión de Tacna y Arica. Estas y otras tratativas han sido denominadas por la historiografía chilena como la “Política Boliviana”. El presidente boliviano Hilarión Daza, luego de estudiar la documentación correspondiente, puso en conocimiento de la oferta chilena al Perú. 
La caricatura, publicada por el periódico chileno El Barbero el 18 de octubre de 1879, muestra a Hilarion Daza caracterizado como una mujer, siendo cortejada por el jefe de gabinete chileno con un ramo de flores donde se leen los nombres de Tacna y Arica. Por otra parte, el presidente del Perú Ignacio Prado recibe un sobre de manos de Daza.

LA CONJURA CONTRA PAZ ESTENSSORO



Martes 3. Al amanecer de ese día, Ñuflo Chávez Ortíz, Mario Sanginés Uriarte y Carlos Ponce Sanjinés, todos altos dirigentes
del MNR, se entrevistan con Barrientos en Cochabamba. En tono fraterno, les confirma el movimiento revolucionario en marcha, pero “no contra el partido, sino contra el viejo” y les asegura que en dos días estarán todos juntos en el balcón del Palacio. Personajes del MNR buscan asilo en embajadas. Sólo Paz Estenssoro se mantiene en el interior del Palacio, confiado en el
Gral. Ovando. En el Palacio se recibe la noticia desalentadora de que el Gral. Ovando ha sido tomado preso, pero el propio General llega a la Plaza Murillo.
El Presidente toma contacto radial con Barrientos, quien le propone renunciar ambos “en aras de la pacificación nacional”.

Miércoles 4. Poco después de la media noche, el Presidente y su hijo Ramiro se retiran a descansar en el dormitorio presidencial.
A las 6:30 se realiza la última reunión de la que participan Guillermo Bedregal, José Fellman Velarde, Roberto
Jordán, Eduardo Arauco, Carlos Serrate y otros, además del Gral. Ovando y el Gral. Javier Cerruto, Comandante de la
FAB y excuñado de Paz Estenssoro. Aunque Fellman dice que meterá un tiro a quien quiera salir y propone luchar hasta el último hombre, los presentes saben que todo ya estaba está perdido.

Fragmento de la nota publicada en el periódico Los Tiempos el 4 de Noviembre, 2015

TARIJA, A 442 AÑOS DE SU FUNDACIÓN

Por: DANITZA MONTAÑO T. / Extracto del periódico El País / Publicado el 4 de julio de 2016.

De acuerdo a una investigación histórica realizada por la Universidad Tomas Frías (Potosí 1975), la conquista y ocupación de la actual ciudad de Tarija obedeció a un propósito de carácter estratégico que se trazó, primero,
el imperio incaico y posteriormente la corona española. 
El objetivo era convertir a Tarija en la ruta para conectar el macizo andino, desde la sede del Virreinato en Lima con el Río de La Plata, Argentina, razón por la cual el pasado de esta región es pletórico de conquistas y disputas territoriales.

LA MISIÓN FRANCISCO BURDETT O'CONNOR AL LITORAL BOLIVIANO

Grabado que representa a Francisco Burdett O’Connor, explorando las costas bolivianas. Fuente: Andre Bresson, Bolivia. Sept années d’explorations, de voyages et de séjours dans l’Amérique australe, París, Challamel Aimé, 1886.

Por: José E. Pradel B. / Publicado en el periódico El Diario (Revista Nuevos Horizontes) el 10 de Junio de 2014.

Desde el nacimiento de Bolivia (1825), hasta el inicio de la denominada Guerra del Pacífico (1879) diversos científicos, cartógrafos, geógrafos, exploradores, marineros y militares desembarcaron en el Litoral Boliviano y registraron en informes, memorias de viaje, apuntes y descripciones sobre la riqueza mineral, vegetal y experiencias personales de cuando estuvieron en esta región del Pacífico.
En ese sentido, en este trabajo describiremos y presentaremos uno de estos apuntes, que son parte de las memorias de Francisco Burdett O’connor. Para entender de una mejor manera, sobre quien fue este personaje, Julio Díaz Arguedas, nos menciona: “nació en la ciudad de Cork, Irlanda, el 12 de junio de 1791. Estudió en colegios y escuelas militares francesas…en junio de 1819 se embarcaba con cien oficiales y otros tantos de tropa formando la legión inglesa, la misma que desembarcaba en América o Colombia, en los últimos días de febrero de 1820 para ponerse a órdenes del gran Simón Bolívar, que acababa de proclamar la libertad e independencia de los americanos. O’Connor tenía en ese momento 18 años de edad.

GLORIAS DEL EJERCITO DE BOLIVIA - PRIMER Y SEGUNDO PIQUETE "ABAROA" REGIMIENTO DE CABALLERÍA 1 "ABAROA"


Por: Oskar Cordova (Fuente: Historia del Ejército de Bolivia, 1825 - 1932 Vol 4, Cnel. (R) Julio Diaz Arguedas)

Al estallido de la 1ra. Revolución separatista del Acre, el Gobierno había resuelto enviar desde todos los puntos de la República pequeños contingentes de voluntarios para ponerlos frente a las fuerzas que habían iniciado el movimiento separatista.
Entre las distintas fracciones movilizadas estuvo el “Piquete “Abaroa”, de 30 voluntarios del Regimiento de este nombre, para luego emprender marcha desde La Paz, en abril de 1900.
A mediados de agosto del mismo año, un 2do. Piquete del mismo Regimiento, constituido por 50 hombres, se incorporaba también en Riberalta a los efectivos que habían partido con rumbo al Acre bajo las órdenes del Dr. Andrés S. Muñoz.
Este segundo Piquete “Abaroa”, había seguido la ruta de Apolo, donde sus habitantes le obsequiaron un estandarte bordado por las hijas de aquel pueblo, ya que el propio había quedado en La Paz con el grueso del Regimiento.

EL GRUESO DEL GRUPO SE DISPERSABA POR EL MONTE DEJANDO TRAS DE SÍ UN TENDAL DE CADÁVERES PARAGUAYOS…


Por: Oskar Cordova. EL CAMBA BUSCH. Fuente: EMILIO SARMIENTO - MEMORIAS DE UN SOLDADO DE LA GUERRA DEL CHACO

©RECOPILACIÓN DE HECHOS HISTÓRICOS (DD.RR.)
El 2 de noviembre de 1932, alcanzó la línea un nuevo regimiento de refuerzo, el 25 de Inf. con las instrucciones de relevar de todas sus posiciones al “Abaroa”... Llegamos a nuestro destino donde operaban fracciones en una acción de guerrillas a órdenes del Tte. Germán Busch que vino a reforzar a los efectivos a cargo del Cap.Santa Cruz que había adquirido celebridad en esporádicos enfrentamientos con “Los Macheteros de la Muerte”, una fuerza de irregulares reclutada entre cuatreros y vulgares bandidos paraguayos, inflada por los medios de difusión periodística y radial adictos a la causa paraguaya en Buenos Aires, con más eficacia psicológica que real. 

LA FUNDACIÓN DE TARIJA EN LA HISTORIA

Extracto del periódico El País / Publicado el 4 de julio de 2013.

Los primeros pobladores del valle de Tarija fueron las tribus churumatas y tomatas. Los primeros, al resistirse a la conquista incaica, fueron desperdigados a la fuerza a lo largo y ancho de los Andes, convertidos en poblaciones mitimaes. A la llegada de los españoles a la región quedaban tan sólo grupos de tomatas.
De lo que probablemente fue parte de la civilización churumata sólo quedan vestigios de caminos empedrados que recién están empezando a ser redescubiertos. Francisco Álvarez de Toledo, Virrey del Perú, ordenó la fundación de la Villa de San Bernardo de la Frontera de Tarixa, actual ciudad de Tarija.

LA MASACRE DEL VALLE

Extracto de testimoniosconguitarra.blogspot.com / Publicado el 19 de enero de 2011.

21 de Agosto de 1971.
El Golpe militar del entonces Coronel Hugo Banzer Suárez, instaura en el país una de las dictaduras más sangrientas que dura siete años. En esta dictadura se aplica una política represiva bajo la doctrina de Seguridad del Estado coordinada con los regímenes autoritarios de Chile, Uruguay, Argentina y Paraguay.
Ideólogos del gamonalismo en Bolivia, enarbolan la divisa de una Bolivia sin indios, Unos sostenían que el indio era una vacuidad sombría. Otros sostenían que el indio era una bestia de carga a la que había que explotar hasta la inhumanidad. Apoyados en estos conceptos, estos dictadores pretendieron iniciar el cambio de raza. El presidente René Barrientos atrajo a los menonitas y el coronel Banzer anunció la llegada de rodesianos.
Varios decretos relativos a una severa elevación de precios de los alimentos y la devaluación del boliviano de 12 a 20 Bs.- respecto del dólar, fueron los justificativos para ejercer: Detenciones arbitrarias, allanamientos, instalación de campos de concentración, tortura, ejecuciones sumarias, desapariciones forzadas y masacre de campesinos.

LA REPRESIÓN EN LA REVOLUCIÓN DEL 52


Por: Gonzalo Díaz Díaz de Oropeza / Publicado en Pagina siete el 20 de abril de 2014.

Las medidas revolucionarias del primer gobierno (1952 – 1956) del Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), como la instauración del voto universal, la abolición del pongueaje, la Nacionalización de las Minas y la Reforma Agraria, fueron acompañadas por medidas coercitivas contra los opositores. La violencia estatal se caracterizó por detenciones arbitrarias, exilios y amedrentamiento de grupos de choque.

RUFINO SALCEDO RECUERDA SU PASO POR LAS TRINCHERAS, VOLVIÓ COMO HÉROE DE LA GUERRA DEL CHACO

Foto: Rufino Salcedo / HÉROE DE LA GUERRA DEL CHACO

Por: Mariela Laura / Publicado en el periódico La Prensa el 4 de marzo de 2012.

Se enroló en el Ejército cuando tenía 16 años. Es uno de los defensores de la patria.
Tiene 97 años, pero don Rufino Salcedo no olvida una travesura que casi le costó la vida. En 1932, cuando comenzaba la Guerra del Chaco, envalentonado por el apoyo de sus amigos, se enlistó en las filas del Ejército para acudir en defensa del territorio nacional y enfrentar a los soldados paraguayos.
Con mucha dificultad para caminar y con el rostro cansado por el paso del tiempo, toma asiento en una de las oficinas de la Federación de Excombatientes de la Guerra del Chaco.
Sus ojos nunca dejan de mirar hacia el frente y sonríe. “De aquí bien valiente he salido, pero cuando llegamos al Chaco, temblamos de miedo”.

UN GRUPO DE MILITARES INTENTÓ INCINERAR LOS RESTOS DE MARCELO QUIROGA SANTA CRUZ


El ex ministro del Interior Luis Arce Gómez lideró un grupo de militares de bajo rango que pretendió incinerar los restos del líder socialista Marcelo Quiroga Santa Cruz, luego que fuera asesinado en la sede de la Central Obrera Boliviana (COB), reveló el ex dictador Luis García Meza.
El hombre de confianza de García Meza fue quien trasladó el cadáver desde la avenida 16 de Julio a las instalaciones del Estado Mayor, señaló el ex presidente de facto en una entrevista con la comunicadora Gezien Manzilla.

BANZER: “! MATEN A LOS COMUNISTAS, YO LES DARÉ UNA RECOMPENSA!”



Por: Fortunato Esquivel / Publicado en www.bolpress.com el 17 de agosto de 2010


El menosprecio por los campesinos y los indígenas originarios se hizo patente en la década de los 70 del siglo pasado, durante los gobiernos de René Barrientos y del más sanguinario de ambos iniciado el 21 de agosto de 1971 liderado por el coronel Hugo Bánzer Suárez. Estaba vigente el denominado pacto militar-campesino iniciado por René Barrientos Ortuño quien utilizó a los agrarios para mantenerse en el gobierno, aunque no tenía el menor aprecio por ellos.

Esa especie de ideología racista, persiste aún hoy, más en la superficie que en el fondo, en algunos sectores del gamonalismo de Bolivia donde de vez en cuando se enarbola la divisa de una Bolivia sin indios.
Los principales “ideólogos” de esa corriente fueron Gabriel René Moreno, para quien el indio era una vacuidad, sombría, asquerosa, huraña y sórdida. Bautista Saavedra, sostenía que el indio era una bestia de carga, miserable a la que había que explotar hasta la inhumanidad.
Los dos dictadores mencionados pretendieron iniciar el cambio de “raza” con la importación de blancos. Barrientos atrajo a los menonitas, que hoy depredan los bosques y Banzer anunció la llegada de rodesianos, que no se produjo por la oposición a esa “idea”.
El odio al campesino e indígena durante el gobierno de Banzer provocó que quizá centenares de ellos fueran masacrados durante los siete años de su gobierno. Fueron perseguidos y asesinados como respuesta a sus reclamaciones por mejores condiciones de vida.
La eliminación de originarios más dramática fue la ocurrida en Cochabamba. La llamada “Masacre del Valle” ocurrió entre el 22 y 31 de enero de 1974. Varios decretos aprobados por la dictadura, sobre todo relativos a una severa elevación de precios en los alimentos y la devaluación del boliviano de 12 a 20 respecto al dólar estadounidense, fueron justificativo.
El 22 de enero, los obreros de la fábrica de calzados “Manaco” protestaron contra los decretos bloqueando la plaza de la población de Quillacollo. Gritaban “Queremos pan”, “Morir de bala antes que de hambre morir”. Los uniformados ocuparon el lugar de manera violenta. Allí murió un campesino.
A partir del 24 los campesinos del Valle Alto inician el bloqueo de la carretera a Santa Cruz desde el kilómetro 20 al 126. El 26 los originarios de Sacaba se suman y bloquean el ingreso al Chapare hasta el kilómetro 38.
El martes 29, tanques y caimanes con soldados bien pertrechados al mando de un My. Cordero que obedecía “órdenes superiores”, llegaron cerca de Tolata para iniciar un diálogo con la mentirosa presencia de Banzer que no tenía ni la menor intención de ir.
Una mujer lanzó una pedrada, respondida con una ráfaga de ametralladora y el ataque de los blindados. Aviones de combate apoyaron la masacre. El libro “Nunca más para Bolivia”, señala en la página 160 el testimonio de uno de los soldados presentes: “Hemos visto montones de cadáveres, campesinos amontonados como leña”.(1)
Otro testigo contó haber visto unas treinta camillas cubiertas con mantas en un avión militar en el aeropuerto de Cochabamba. Concluida la matanza de Tolata, los militares avanzaron por la carretera, dejando grupos de ellos a lo largo del camino.
El mismo 29 de enero, numerosos campesinos se concentraron en Epizana. Se desconocía lo ocurrido en Tolata, pero estaban acordes en exigir la derogatoria de las medidas de hambre. Sorpresivamente fueron atacados por soldados del regimiento Tarapacá, comandados por el My. Cordero.
Algunos campesinos que portaban fusiles Mauser intentaron defenderse, pero fueron reducidos a metralla. Quince fueron abatidos, veinte resultaron desaparecidos. Se presume que fueron arrojados a los barrancos o al río por la “acción de limpieza” de los militares.
El miércoles 30, campesinos del valle alto, Sacaba, Melga y Aguirre se sumaron a las protestas contra la dictadura que a su vez declaró “zona militar”. En Sacaba, la limpieza étnica dejó más de cuarenta bajas entre muertos y heridos. En Melga y Aguirre, los muertos fueron entregados a sus familiares para su sepultura.
Después de la “Masacre del Valle”, Bánzer reunió un grupo del “Pacto militar-campesino” y en el palacio de gobierno les dijo: “A ustedes hermanos campesinos voy a darles una consigna como líder. El primer agitador comunista que vaya al campo, yo les autorizo, me responzabilizo, PUEDEN MATARLO. Sino me lo traen aquí para que se entienda conmigo personalmente. Yo les daré una recompensa”. (2)
Corriendo riesgo, el periódico “Presencia”, fue el único en publicar el mensaje de este caudillo bárbaro, que no retrocedió en la vigencia de sus decretos elevando el precio de los alimentos, y por el contrario, en la cervecería paceña durante un encuentro con los obreros dijo que estimaba a los hombres trabajadores que no “lloraban por un pan”.
El jefe falangista Mario Gutiérrez respaldaba a su líder indicando que no se debía hacer tanto ruido porque el dólar hubiera subido unos cuantos pesos. A su vez el Ministro del Interior Cnl. Walter Castro Avendaño, amenazó: “Ya no se tolerarán más huelgas ni paros de trabajo, ni por medidas de devaluación ni por elevación de los precios de artículos de primera necesidad”.
Poco después, el 9 de noviembre de 1974, la dictadura aprobó el decreto del Servicio Civil Obligatorio. Se puso fuera de la ley a todos los sindicatos y en su lugar se impusieron interventores con el denominativo de “Coordinadores”. Los dirigentes de la Central Obrera Boliviana, fueron perseguidos. El país entero, se convirtió en un gigantesco CAMPO DE CONCENTRACIÓN. Esto es algo que ocurrió hace 39 años y que los bolivianos tenemos la obligación de velar para que no ocurra nuevamente.
Notas:
1. Nunca más para Bolivia – Federico Aguiló
2. El fascismo en Bolivia – Jorge Echazú A.


GOBIERNOS DEMOCRÁTICOS Y DERECHOS INDÍGENAS


Marcha por el Territorio y la Dignidad protagonizada por indígenas de los llanos en 1990

Por: Carlos D. Mesa G. / Publicado el 17 de enero de 2016 en “Página Siete”


En 1990 la marcha indígena denominada “Por el Territorio y la Dignidad”, marcó un hito en la historia del país. Sus demandas interpelaron a los gobernantes y generaron una respuesta clara de los presidentes democráticos. El primer paso lo dio el Presidente Jaime Paz Zamora quien fue hasta el trópico para reunirse con los dirigentes marchistas y comprometer su voluntad de responder sus pedidos. Al poco tiempo aprobó la concesión de los primeros territorios indígenas en los llanos.



A partir de entonces las diferentes administraciones se pusieron manos a la obra en el camino de fortalecer los derechos indígenas.



El propio Paz Zamora aprobó el 27 de abril de 1992 la Ley de Medio Ambiente, que dice en su artículo 78: “El Estado creará los mecanismos y procedimientos necesarios para garantizar: 1.- La participación de comunidades tradicionales y pueblos indígenas en los procesos del desarrollo sostenible y uso racional de los recursos naturales renovables. 2.- El rescate, difusión y utilización de los conocimientos sobre uso y manejo de recursos naturales con la participación directa de las comunidades tradicionales y pueblos indígenas”.



Los gobiernos de Paz Zamora y Gonzalo Sánchez de Lozada llevaron a cabo la Reforma de la Constitución a través de las leyes de 1º de abril de 1993 y 12 de agosto de 1994, que estableció en su art. 1 que el país es multiétnico y pluricultural. Pero sin duda el eje de esta Constitución referida a los indígenas es el art. 171 que dice: “I. Se reconocen, se respetan y protegen en el marco de la ley, los derechos sociales, económicos y culturales de los pueblos indígenas que habitan en el territorio nacional, especialmente los relativos a sus tierras comunitarias de origen, garantizando el uso y aprovechamiento sostenible de los recursos naturales, a su identidad, valores, lenguas, costumbres e instituciones. II. El Estado reconoce la personalidad jurídica de las comunidades indígenas y campesinas y de las asociaciones y sindicatos campesinos. III. Las autoridades naturales de las comunidades indígenas y campesinas podrán ejercer funciones de administración y aplicación de normas propias como solución alternativa de conflictos, en conformidad a sus costumbres y procedimientos, siempre que no sean contrarias a esta Constitución y las leyes”. No cabe la menor duda de que este artículo es la base que desarrolló la CPE de 2009.



En el primer gobierno de Sánchez de Lozada, el 20 de abril de 1994 se aprobó la Ley de Participación Popular, pilar de los municipios indígenas autónomos, con recursos propios y con amplia capacidad de autogobierno. El 7 de julio de 1994 se promulgó la Ley de Reforma Educativa que incorporó el principio de la educación intercultural y bilingüe. El 12 de julio de 1996 se aprobó la Ley Forestal que en sus art. 31 y 32 reza: “I. Las áreas de recursos de castaña, goma, palmito y similares serán concedidas con preferencia a los usuarios tradicionales, comunidades campesinas y agrupaciones sociales del lugar. II. Las comunidades del lugar… tendrán prioridad para el otorgamiento de concesiones forestales en tierras fiscales de producción forestal permanente. III. La Superintendencia Forestal otorgará estas concesiones sin proceso de licitación, por el monto mínimo de la patente forestal. (art. 32) II. Se garantiza a los pueblos indígenas la exclusividad en el aprovechamiento forestal en las tierras comunitarias de origen”. El 8 de octubre de 1996 se promulgó la Ley INRA que reconoció a las comunidades originarias en la zona andina, creó la Tierras Comunitarias de Origen garantizando los derechos territoriales indígenas, eximió de pago de impuestos al solar campesino, la pequeña propiedad y la tierra de comunidad, definió la función económica y social de la tierra e inició el saneamiento de tierras en todo el país.



En el segundo gobierno de Hugo Banzer y en el de Jorge Quiroga, el 31 de julio de 2001 se estableció la Ley del Diálogo Nacional que permitió la participación activa de las organizaciones indígenas en el diseño de políticas públicas.



En el gobierno de Carlos D. Mesa la Reforma Constitucional de 20 de febrero de 2004 otorgó el derecho de presentar candidaturas locales y nacionales a los pueblos indígenas, y el 15 de septiembre de 2004 creó la Dirección General de Medicina Tradicional e Interculturalidad.



Finalmente, el 22 de diciembre de 2005 el gobierno de Eduardo Rodríguez creó el Fondo de Desarrollo para los Pueblos Indígenas Originarios y Comunidades Campesinas, con la finalidad de financiar proyectos de desarrollo productivo y social que beneficien de manera directa a los Pueblos Indígenas, Originarios y Comunidades Campesinas.



Como se puede apreciar, entre 1992 y 2006, los gobiernos democráticos sentaron bases fundamentales para el reconocimiento pleno de los derechos indígenas en todos los ámbitos. La Reforma de la CPE en 1994 fue, de entre ellos, el pilar fundamental de la visión sobre el tema que se consolidó a partir de 2006.

21 DE ABRIL DE 1935, EL EJÉRCITO BOLIVIANO RETOMA LA POBLACIÓN DE CHARAGUA

Parte de la nota escrita por Adhemar R. Suárez Salas   y publicada en el matutino cruceño El Deber, el 20 de abril de 2018. // 1) Uni...

Popular Posts